viernes, 3 de agosto de 2012

Gáldar: cantera de bodybard


Por octavo año consecutivo los niños y jóvenes de la comarca Norte tienen la oportunidad de perfeccionar o simplemente conocer el mundo del bodyboard gracias a la escuela que organizan los jóvenes galdenses Alexander Pérez y Jonathan Martín. 

Gáldar siempre ha sido un municipio de tradición de bodyboard gracias a los excelentes escenarios que posee, como el Agujero, la Guancha o Sardina; y por su puesto el lugar de peregrinaje de todo amante de este deporte El Frontón, donde se puede disfrutar de algunas de las mejores olas del mundo con una trayectoria en dos direcciones que al chocar provoca un estallido tremendo y posibilita saltos, tubos y otras cabriolas. 

Durante dos meses en grupos quincenales, los niños y jóvenes de varios puntos de la comarca están conociendo y mejorando en un deporte, y algunos ya se han convertido en todos unos expertos en esto del bodyborad. 

Día a día durante este pasado mes, Alexander y Jonathan han trabajado a destajo y casi sin ayudas, no como en años anteriores en el que el ayuntamiento de Gáldar o la Cruz Roja colaboraban con esta iniciativa. Tan sólo han conseguido el patrocinio de Ondina y del Piscolabis Tu Mismo, que les han ayudado a sacar adelante este proyecto un año más. 

Este próximo lunes comienza un nuevo turno de la Escuela de Verano de Bodyboard en Gáldar que se prolongará hasta el 2 de septiembre, puedes informarte en el teléfono 690 872 993 o en Ondina, ubicado en la calle Soront Semidán nº 3 en el casco galdense. Esta semana tuve la oportunidad de pasar una jornada con ellos y aunque el tiempo no acompañó, los niños y jóvenes disfrutaron de lo lindo como se puede apreciar en la galería fotográfica que pueden ver a continuación.


1 comentario:

  1. Buenos tardes desde Agaete, mi nombre es Rafael Medina, padre de uno de los nichos que ha asistido a este curso, Mario Medina. Era su primera experiencia con este " chisme de playa", pero como en todas las actividades enseñanza -aprendizaje, les comento que la formación ha sido bastante completa y satisfactoria. En todo momento calentaban, practicaban las enseñanzas de sus profesores y poco a poco , al menos mi hijo, ha ido superando una bonita actividad deportiva. Los aspectos de seguridad estaban bien cubiertos, contaban con monitores suficientes y ayudas de compañeros expertos que implicaba un ambiente de mayor seguridad. Por supuesto agradecerles el trato que dispensan a los niños y niñas de este deporte, y animarles que sigan mejorando. Creo que mi hijo tiene una nueva afición y eso es gracias a ustedes. Enhorabuena y feliz verano.

    ResponderEliminar